Verdaderos amantes del balompié, benefactores y hombres de bien han estado siempre al timón de Green Cross

Muchos son los hombres que han timoneado a la institución con cometidos diversos.

Desde Francisco Tapia, su primer presidente, en 1916, todos asumieron el rol en el bien entendido de ayudar a la institución y al fútbol mismo, en general Devotos de una causa entregan su tiempo y dinero en muchas ocasiones con generosidad.

Reconocido está, el dirigente es un aficionado más y, eminentemente " amateur " sin la preparación adecuada, dada su notoria improvisación, factores que conver en, a veces en sentido negativo.

Dicho ya. Muchos son los nombres en estos años de existencia.

Los primeros doce años:

1916: Presidente, Francisco Tapia.

1917: Presidente, Díaz Lira.

1918/20: Presidente, Roberto De La Maza.

1921/22: Presidente, Stewart.

1923/24: Presidente, Santiago Pérez.

1925: Presidente, G. Calvo.

1926/28: Presidente, Guillermo Matte H.

La lista se alarga y hay otros encargados de llevar a buen puerto a este llamado Green Cross, inaguran Hernán Aguilar, Fernando Prieto Concha fue Pdte y antes fue jugador (padre de Andres Ignacio Prieto ) , Jorge Huneus, Fernando Valer, Gustavo Prieto, A. Larraín. Bien vale la pena detenerse en A. Larraín; un deportista cabal y un preclaro d te, que se llevó al Má  impregnada en su piel  insignia de la Cruz Verde.

Ya en pleno fútbol profesional, comandan la institución, Claudio V. , Elzo Pertuisset, F. Fantini, Santos Allende, Maffey, Guillermo Ferrer que presidió la Asociación Central y, en cuyo cargo correspondió firmar el doc. de la postulación oficial del fútbol chileno al organizar máximo mundial, post  para el Mundial de   Ignacio Iñiguez, A Alvarado y Green Cross incrustado en Temuco, Germán Becker, presidente desde 1965 a 1983. Alcalde de la ciudad de Temuco, alma, motor de una causa, de un proyecto que costó mucho sudor , trabajo y el golpear muchas puertas, pero tuvo un final feliz: El Estadio Municipal de Temuco. 

En 1983 el presidente era Carlos Gómez asume para ayudar a la institución y el fútbol, pero también era un dirigente " amateur "